Phonogram 1

Kieron Gillen & James McKelvie.
Image Comics.

Comics es un medio esencialmente visual. En esta era de saturación audio/visual, los comics todavia se mantienen en el ambito de los ojos, sobre los cuales descansa todo el peso de la narración y la acción. Sin embargo, al leer un comics es posible que se “oigan” los personajes en la mente, y cada uno de estos tiene voz, cadencia, tono. A veces el dialogo toma con la acción una cualidad musical que es completamente privada del lector, un acto inconsciente que le da una dimensión extra a un medio que parece exclusivamente bidimensional y estático. Es este proceso mental involuntario lo que hace que muchos permanezcan atados al comic como medio, buscando esa melodia que solo les hablara a ellos.

Phonogram esta lleno de música. No en la forma de letras con simbolos que ejemplifican una melodía, sino en su construccón , en la cadencia del dialogo, en la forma en que cada panel se junta con el siguiente. Además, de una manera muy obvia, Phonogram esta lleno música, particularmente de Pop Britanico, con una gran cantidad de frases, nombres de bandas, expresiones que solo algunos versados en ese lenguaje pueden entender a fondo. Pero como los autores entienden eso, al final hay 5 paginas llenas de referencias, glosarios, cartas de los lectores y mas; que llenan ese vacio y enriquecen la experiencia. Aun asi, se puede leer Phonogram sin ningún tipo de educación previa y obtener una experiencia totalmente especial y única.

Kieron Gillen escribe los dialogos de un personaje único, David Kohl, un “phonomancer” (como un hechicero pero de musica) que es basicamente el mayor cabrón que existe en este mundo. Un hombre sin escrupulos, sin moral, corrupto hasta el fondo. Lo unico que le importa es su arte, la musica y las mujeres. Muchas mujeres odiaran a David Kohl, es todo hombre que las ha usado y botado, todo hombre que ellas no desearian que viera a sus hijas. Muchos hombres se sentiran identificados, es un ser negro que vive solo por sus placeres. Pero hay que admitir que en todos los sentidos, es un personaje muy bien escrito, que logra su proposito al 100 %. Y por el arte, uno tiene la impresión que esta modelado a partir de Kieron Gillen. Ademas, hacia el final del nro 1, se siente un poco de pena por el, ya que parece que se va a embarcar en una aventura donde muchas cosas pueden salir mal y el que va a salir herido es David Kohl.

James McKelvie dibuja los mejores senos del mundo. Si, eso mismo. Senos. Es un comic en donde los senos son naturales (mencione que hay desnudos? No? Pues hay desnudos. Esto no es para niños), se mueven para donde se tienen que mover, no son rocas duras de dimensiones absurdas. Sin embargo, solo mencionar los senos no le hace honor al arte. Las lineas son claras, cada persona es diferente y unica, las mujeres (si, perdon, es que me encantan) son perfectas en que no son imposibles, parecen personas que te conseguirias en la calle y de las cuales te puedes enamorar. Las expresiones son claras, uno entiende que siente cada personaje sin tener que adivinar. Incluso las locaciones tienen suficientes detalles como para ser reconocibles (si uno viviera en Gran Bretaña) pero no tan exageradamente detalladas como para que uno se desconecte de la acción al tratar de procesar la imagen como un todo. Hay que buscar el arte de McKelvie, es un excelente artista que merece atención y dinero, sobretodo dinero.

Phonogram no pareciera un comic para todo el mundo. Sin embargo, muy en el fondo, es un comic que todo el mundo deberia intentar aunque sea una vez. Como un disco de una banda underground, puede que no te guste pero por lo menos tienes que oirlo, para aunque sea decir “Que malo es” pero en el fondo, oir la melodia principal una y otra vez en tu cabeza.