Lo anterior solo tiene diversión para mí, pero en todo caso, el hecho de tener un LED gigante en mi casa sería una buena manera de celebrar la carrera que estudié pero nunca apliqué. Y el hecho que por alguna razón me parezcan preciosos también ayuda.

Uno bien viejo que guardé de: Engadget